Comala, Colima – Con esencia de novela

Vine a Comala porque me dijeron que acá vivía mi padre, un tal Pedro Páramo.

Esas son las palabras iniciales de la famosa novela Pedro Páramo, de Juan Rulfo, aunque la verdadera Comala se encuentra en Colima, y se trata de un lugar muy diferente al pueblo descrito por el narrador mexicano.

Rulfo describe en su novela a una Comala polvorienta, con un olor penetrante a tierra mojada, casitas abandonadas y escasa población. Pero el pueblo colimense es todo lo contrario, aquí la gente abunda a lo largo y ancho de la región, la vegetación es generosa y el paisaje invita a la inspiración y al descanso.

En el estado se le conoce como el “Pueblo blanco de América”, ya que en 1961 adoptó el blanco como característica para vestir la arquitectura local. Por ello, su centro histórico tiene las casas con estructura típica de paredes blancas, techos de tejas rojas y callecitas empedradas.

-¿Cómo dice usted que se llama el pueblo que se ve allá abajo?

-Comala, señor.

-¿Está seguro de que ya es Comala?

-Seguro, señor.

-¿ Y por qué se ve esto tan triste?

-Son los tiempos, señor.

-Juan Rulfo, “Pedro Páramo”-

CON SABOR A PROVINCIA

Comala significa “lugar de comales” y se sitúa al norte de la capital. Hoy en día conserva un magico sabor provincial que le ha dado la fama de ser uno de los más bellos de la entidad. Fue en 1988 que el gobierno del estado declaró al pueblo como Zona de Monumentos Históricos.

El kiosko blanco de Comala, Colima

El kiosko blanco de Comala, Colima

Entre sus rincones con mayor afluencia se pueden mencionar los arcos, conocidos también como Los Portales. Están localizados justo frente a la Plaza de Armas, misma que alberga un pintoresco kiosko, jardines arbolados, la parroquia de San Miguel Arcángel y restaurantes típicos en los es posible degustar la comida regional, acompañada de música típica mexicana.

Todo el pueblo se encuentra enmarcado por plantas de papayo, plátano, mamey árboles de tule, almendros, los cuales se mezclan con sonidos de aves, relinchos de caballos y ladridos perros, tal y como los describe Rulfo en algunos capítulos de la citada novela.

El Pintoresco pueblo de Comala en el estado de Colima

El Pintoresco pueblo de Comala en el estado de Colima

Estudios realizados estiman que los pobladores más antiguos en el territorio de Comala datan de hace más de 3 mil años.

En esta zona florecieron culturas tan importantes como la olmeca (500 a.C.), tolteca y chichimeca (durante la época clásica, 1154-1429 d.C.), y la tarasca, que era la cultura principal a la llegada de los españoles.

Es decir, Comala es una población prehispánica que, al igual que Suchitlán localidad del mismo municipio, era importante para cuando los españoles llegaron a conquistar estas tierras.

LA PARROQUIA DE SAN MIGUEL

La parroquia de San Miguel, Comala, Colima

La parroquia de San Miguel, Comala, Colima

Sin duda uno de los lugares que no puede faltar en el recorrido (ni en la postal del recuerdo), es la parroquia de San Miguel Arcángel, templo de estilo neoclásico cuya construcción data de finales del siglo XVIII.

En su fachada se aprecia una portada de dos cuerpos con torres a los lados. En el primero se aprecia el acceso con arco de medio punto flanqueado por pares de columnas exentas. En el segundo se observa una ventana coral con arco rebajado enmarcado en cantera, en este último destaca un remate curvo con la escultura de San Miguel Arcángel.

EN LAS INMEDIACIONES

El recorrido del visitante no estaría completo sin visitar el Palacio Municipal o la ex Hacienda de Nogueras. En el interior de esta ex hacienda se encuentra el Museo Alejandro Rangel Hidalgo, donde se exhiben obras de este distinguido artista colimense, además de una extensa colección de piezas prehispánicas que han sido encontradas en las inmediaciones del estado.

La Hacienda de Nogueras, Comala, Colima

La Hacienda de Nogueras, Comala, Colima

Para los excursionistas y montañistas Comala es el punto básico de partida hacia el volcán de fuego o el nevado de Colima. Desde allí estos atractivos de la naturaleza se aprecian perfectamente y pareciera que posan para las cámaras.

Si usted viene de Colima no deje de visitar la Cooperativa Pueblo Blanco, un centro artesanal formado por nueve edificios donde se albergan talleres donde se trabajan muebles de madera, artículos de decoración como lámparas, faroles, cuadros con acabados en herrería y pintura de agua y vinílica.

En este lugar el visitante, además de admirar los trabajos artesanales y tiene libre acceso a las instalaciones para conocer a detalle el proceso de elaboración de los productos que se va a llevar.

Seguramente la visita a este pueblo con escencia de novela le dejará un grato recuerdo, los mismo que quedan en la memoria de todo aquel que lo visita.

Palacio Municipal de Comala, Colima

Palacio Municipal de Comala, Colima