Mineral de Pozos Guanajuato, donde el tiempo se detuvo

Hoy es conocido como el pueblo fantasma del noreste de Guanajuato.

Aquí se respira melancolía y el tiempo se detuvo para no volver jamás. Se trata de Mineral de Pozos, un antiguo pueblo minero ahora convertido en uno de los principales atractivos del turismo rural del estado de Guanajuato.

Mineral de Pozos, Guanajuato

Mineral de Pozos, Guanajuato

Visitarlo equivale a regresar a los años en que Porfirio Díaz gobernaba el país. Ahora el paisaje ha cambiado y está conformado por viejas minas abiertas al turismo; casas de adobe semiderruidas, haciendas, casonas y caminos empedrados que se pierden entre los cerros de este espacio.

Cada rincón de Mineral de Pozos, hoy llamado “pueblo fantasma” por su abandono, es una invitación para echar a volar la imaginación, a disparar con desenfreno los “clicks” de la cámara fotográfica.

No es casualidad que artistas, poetas y escultores lleguen hasta aquí para sentarse a trabajar bajo una atmósfera que inspira tranquilidad.

BONANZA MINERA

“Pozos”, como le llaman sus habitantes, se fundó en 1576 para explotar la tierra fértil del lugar y también la rica zona en producción de minerales. Se dice que su riqueza mineral llegó a ser mucho mayor que otras ciudades mineras consolidadas como Guanajuato o Real del Monte, en Hidalgo. Pero los caprichos de la naturaleza provocaron que las minas se inundaran y se volvieran in explotables.

Mineral de Pozos fue un pueblo con una gran riqueza mineral

Mineral de Pozos fue un pueblo con una gran riqueza mineral

La Trinidad, El Coloso, Constanza, El Oro, San Rafael, Cerrito y San Pedro fueron sólo algunas de las minas que socorrían y mantenían la economía de Pozos.

Una de las que pueden ser visitadas actualmente es la mina de San Rafael, ubicada en la parte poniente del pueblo.

Roberto Nuñez, guía del pueblo, cuenta que San Rafael era una de las principales productoras de oro, plata y cuarzos. “En el año de 1858 la mina daba de comer a la mayor parte de la población, pero cuando vinieron las aguas se inundó y la pérdida fue irreparable”.

Bajar a esta mina constituye todo un reto, ya que se divide en siete niveles, de los cuales es posible descender cuatro solamente apoyándose con cuerdas.

La mina San rafael, Mineral de Pozos, Guanajuato

La mina San rafael, Mineral de Pozos, Guanajuato

Está abierta al público en general, pero se recomienda que personas de edad avanzada se abstengan de bajar, ya que se requiere de un gran esfuerzo para sostenerse de las cuerdas y conforme más se desciende la respiración se dificulta. Así que la aventura hacia el interior rocoso no se hace esperar y la condición física se pone a prueba.

“El tiro mide aproximadamente 400 metros, y en los distintos niveles todavía se pueden apreciar algunas vetas de plata y cuarzo en su estado natural”, explica Nuñez.

“Fue en 1960 cuando San Rafael dejó de producir. Desde entonces sus mineros, y con ellos gran parte de los hombres del pueblo, optaron por irse de braceros y buscar suerte en los Estados Unidos, seguramente la encontraron porque nunca más volvieron”, concluye.

ENTRE MUSICA PREHISPANICA

El recorrido por el pueblo no estaría completo sin la visita a la Iglesia de San Pedro, localizada en el centro del lugar. Data del siglo XVII y en ella se encuentra el Santo Señor de los Trabajos, venerado en el pueblo, sobre todo por aquellos que han intentado cruzar la frontera.

ex Hacienda de Santa Brígida, Mineral de Pozos, Guanajuato

ex Hacienda de Santa Brígida, Mineral de Pozos, Guanajuato

Otro sitio imperdible es la visita a los hornos jesuitas, localizados en la ex Hacienda de Santa Brígida y cuyo innovador sistema de ventilación, permitió fundir el metal para su exportación.

Si usted tiene la oportunidad de venir, pregunte por el taller del grupo musical “Corazón Endiosado”, el grupo interpreta música prehispánica y sus integrantes elaboran instrumentos de origen precolombino como flautas, tambores, teponaxtles, chichicaxtles, sonajas, ocarinas y caracoles.

Desde hace 31 años Mineral de Pozos es considerado patrimonio nacional, reconocimiento que lo colocó a la par de edificaciones históricas de ciudades como Guanajuato, Dolores Hidalgo y San Miguel de Allende.

El pueblo fantasma de Mineral de Pozos en Guanajuato, Mexico

El pueblo fantasma de Mineral de Pozos en Guanajuato, Mexico